Translate

sábado, 11 de septiembre de 2010

VAMOS COLOREAR NUESTROS AMIGOS DE LA FE








LA PARÁBOLA DEL EMPLEADO VIGILANTE



HABÍA una vez un niño que se llamaba Joaquín y le gustaba mucho ir a la SBI, pues allá él aprendía todo sobre la Palabra de Dios. Había otra cosa que a Joaquín le gustaba mucho… ¿Saben lo qué era? Ir a fiestas de cumpleaños. El no perdía ninguna fiesta de sus amigos. Un día él fue invitado a la fiesta de su mejor amigo y se quedó tan feliz que luego empezó a imaginar cómo sería aquella fiesta. Pero, antes que comenzare a hacer los planes, la señora Laura, la mamá del niño, le avisó que no podría llevarlo, porque tendría que trabajar hasta tarde.

Pero qué pena. Joaquín lloró mucho al escuchar esto, pero, para la alegría del niño su tía Luciana resolvió llevarlo a la fiesta. ¡Viva! Qué alegría que él sintió en aquel momento. En el día marcado allá estaban ellos. La fiesta estaba tan divertida, que ellos volvieron a la casa bien tarde. La señora Laura estaba sentada en el sofá esperando a que ellos vuelvan de la fiesta. Joaquín se sorprendió al ver a su mamá despierta en aquel horario esperándolo a que llegue. Fue cuando ella resolvió contar a él una parábola de la Biblia: Hijo, cierta vez Jesús contó la parábola de un empleado muy atento.

Así, al ver llegar rápidamente abrió la puerta para su señor. Pero, si el patrón, cuando volviese, encontrase la puerta cerrada y quedase golpeando la puerta, descubriría que el empleado no estaba vigilando su propiedad, y no le daría la recompensa a este siervo. Así también va a suceder cuando Jesús vuelva. Si están atentos, haciendo Su voluntad, podrán ir al cielo con Él.

viernes, 27 de agosto de 2010

AULITA PLANEADA

En una aulita no planeada tendemos a "cruzar los dedos" y esperar ansiosamente que la reunión termine rápido, porque no sabe que mas hacer... y se pregunta que haré si la reunión no termina? Esa es una de sus principales características.

por otro lado, una salita planeada sigue para un ritmo totalmente diferente.... Como la tía se preparó, sabe exactamente el tiempo de la reunión y procura no dejar ni una brecha entre una actividad y otra. Cuando los niños son avisadas que la reunión finalizó, ellas acostumbran gritar en un solo coro:

- ah no, tía!!! Yáááá???

jejeje

Si sus aulitas terminan de esa forma: FELICIDADES! USTED CONSIGUIÓ HAZER UNA SÚPER AULITA!

Pero, si su alita siempre termina en un momento desordenado y los niños corren como si estuviesen huyendo de alguien... USTED NO TUVO ÉXITO!

Sería hipocrecia decir que todas las auiltas preparadas sean como se planeó, mas si planeando corremos el riesgo de tener algunas sorpresas... imaagine sin preparación!

Para ayudar en la preparación de las aulitas, coloquese en el lugar de los niños. Si usted fuese una de ellas, que le gustaría hacer? Qué esperaría encontrar en la Escuelita de la iglesia?



"La mayoria de las personas no planea fracasar, fracasa por no planear." (John L. Beckley)
Medite en eso!

DIPLOMA DE BIENVENIDO A LA SBI


Vamos a dar la bienvenida a todos los niños que llegan a nuestra SBI por primera vez con mucha alegria y amor.Preparamos un diploma de bienvenido, abajo hay dos ejemplos y tambien puede ser acompañado de un regalito o un dulce.



viernes, 6 de agosto de 2010

SUGERENCIAS PARA MEMORIZAR EL VERSÍCULO


1. Los niños se pueden sentar en un círculo (no importa lo que escojas; lo importante es que estén en orden). Después de que hayan practicado su versículo algunas veces, tómalo despacio. Escoge a un niño para que empiece. Cada niño va a decir una palabra del versículo, empieza con la primera palabra y termina con la última palabra. Si un niño no recuerda su palabra, deben empezar de nuevo. Si tienes más palabras que niños, sigue alrededor del círculo hasta que terminen el versículo. Los niños van a seguir con su vista, al versículo, mientras tú lees el versículo. Luego vas a pedir que alguien sea un voluntario y que tomen turnos leyendo el versículo de sus Biblias. Los niños van a cerrar sus Biblias y van a recitar el versículo por memoria. Lee el versículo varias veces y luego escribe el versículo en el pizarrón. Digan el versículo juntos y borra uno o dos palabras del versículo y díganlo de nuevo. Continúen haciendo esto hasta que todo el versículo este borrado.
2. Vas a necesitar una pelota suave, o una calceta. Los niños van a buscar el versículo en sus Biblias y lo van a leer varias veces. Luego van a formar un círculo y le das a un niño la pelota o calceta. El niño que atrapa la pelota tiene que decir el versículo y luego tiene que aventar la pelota a otra persona que está en el círculo, y esa persona tiene que decir el versículo. Repitan esto para que todos tengan oportunidad de decir el versículo.
3. Los niños van a hallar el versículo en sus Biblias y lo van a leer varias veces, en voz alta. Ellos van a cerrar sus ojos y van a tratar de decirlo de nuevo. Háblales acerca del significado del versículo.
4. Dale a cada niño un pedazo de papel con el versículo y mezcla el versículo. Los niños van a poner en orden el versículo y lo van a escribir correctamente.
5. Para ayudarles a memorizar, usar gestos con tus manos o símbolos para ciertas palabras o frases. Por ejemplo, si caminas tus dedos sobre tu mano, eso puede ser símbolo de ovejas, o puedes poner tu mano sobre tu oído, eso puede simbolizar oír, o si pones tus manos sobre tu boca, eso puede ser la voz, etc. Después de decir el versículo varias veces con los símbolos, vas a ver que tan bien pueden decir el versículo a solas mientras te ven hacer símbolos o gestos con tus manos.
6. Divide a los niños en dos grupos. Los dos grupos van a estar en lados opuestos del salón. Van a tomar turnos mientras cada grupo recita el versículo. Cuando el primer grupo termina recitando, el Segundo grupo debe empezar a recitar .Hagan esto varias veces.
7. Los niños se van a sentar en un círculo y vas a escoger a un niño para empezar el juego. Ese niño tiene que empezar con el primer libro de la Biblia y deben seguir con la persona a su derecha y deben seguir diciendo los libros así. Diles que si no saben el siguiente libro de la Biblia ellos pueden decir paso y la siguiente persona a la derecha puede continuar. También puedes tomar tiempo para ver que tan rápido pueden decir los libros de la Biblia, y pueden tratar de hacerlo mas rápido la siguiente vez. El niño que termina puede empezar la siguiente ronda.

lunes, 26 de julio de 2010

REUNION CON LAS TIAS DE BOLIVIA

En la sede nacional de Bolivia, las tias se reunieron para escuchar el mensaje del Obispo Macedo, juntas reflexionamos acerca de la gran importancia de ser tias de la SBI.

A continuacion estan las fotos de las tias realizando la oración para que el Espíritu Santo direccione nuestro trabajo.




A continuacion estan las fotos de las tias en el momento de la palabra, todas escuchando la palabra del Obispo Macedo, leyendo el estudio para las tias de la SBI y despues reflexionamos juntas......

Después de la Palabra y la reflexión, no podia faltar la merienda........


Después de la merienda, con lo alegres que son las tias de la SBI (en especial las tias de la sede nacional), era imposible que no hubiese un baile y muuuuchas risas........



Al final de la reunión, las tias se fueron felices y bendecidas, sabiendo del importante llamado y responsabilidad que cada una de nosotras tenemos, Dios confió en nuestras manos la vida de cientos de niños.










lunes, 12 de julio de 2010

REUNION CON EDUCADORAS SBI OBISPO MACEDO

video

EL TRATAMIENTO ESPIRITUAL DE LOS NIÑOS

En reunión con las "maestras educadoras" de la EBI, el obispo Edir Macedo habló que es necesario tener talento y amor para enseñar a los niños.


El obispo Edir Macedo realizó, el último sabado (26), una reunión especial con las maestras de la Escuela Bíblica Infanto-Juvenil (EBI), en São Paulo.

“Hemos visto que el trabajo que ustedes están haciendo es tan importante cuánto predicarse el Evangelio a los adultos. La diferencia es que los adultos, son adultos; y niños, son niños. El niño quiere aprender, él está con la mente vacía, disponible para recibir las informaciones que los adultos van a darles”, dijo él.

Según el obispo, muchos niños vienen de hogares destruidos, cuyos padres están separados. Él dijo que muchas llegan a la iglesia oprimidos, perturbados y, generalmente, con problemas de salud de los cuales los médicos no descubren las causas.

“Ese trabajo que ustedes están haciendo es muy importante; es el Espíritu Santo que ha dirigido. Tanto es que no son todos los que tienen talento para enseñar a los niños, es preciso tener paciencia, el Espíritu Santo, sobre todo, y habilidad para cuidar de los que llegan oprimidos a la Iglesia. Y si la persona que está cuidando de ellos quedar no más mirándolos, mejor que salga y no quede solamente ocupando un espacio, gastando el tiempo del niño, sin ningún provecho”, explicó él.

Para el obispo, es necesario que haya esa conciencia, visto que los niños de hoy serán los adultos de mañana. “Usted no puede ser una maestra irresponsable, y estar cuidando de los niños enojada. Usted no va a ser quitada de obrera a causa de eso, no. El hecho es que usted no tiene talento para cuidar de niño, sólo eso. Entonces, no puede estar con ellos”, esclareció.

Además de eso, él habló que quién quiere trabajar con niños debe gustar de ellos, pues ese trabajo es la base de la Iglesia. Según el obispo, es más importante del que el trabajo del pastor que está en el altar. “Usted no tiene idea de la profundidad, de la extensión, de la grandeza, del cuidado con los niños. Ellos son víctimas en casa, en la escuela; y cuando ellos están aquí, es el momento que usted tiene para dar un cariño, una atención, orar, enseñar a orar”, alertó.

El obispo dijo que no se olvida de su primera maestra: “El nombre de ella era señora Rosa. Ella era una maestra dedicada. A mi me gustaba mucho ella, tanto que hasta pasé a gustar enseñar. Tengo placer en enseñar, es un talento que Dios me dio, porque seguí el ejemplo de mi maestra”, relató.

Para finalizar, él afirmó que las maestras son las educadoras espirituales de los niños, las primeras maestras que ellos tendrán en la Iglesia y, por eso, deben ser ejemplo a todos los niños. “Muchos niños vienen a la iglesia con problemas muy graves. Antes de ir para la reunión con los niños, haga el siguiente: doble las rodillas y pida la dirección de Dios, pues Ese va a dirigirte. Él tiene mucho más interés en que los niños sean salvos del que nosotros mismos. Entonces, pida que el Espíritu Santo a oriente, a ayude, porque Él es la llave para usted alcanzar aquel corazón herido y llevarlo a la salvación eterna. Cuando el niño tiene problema, dificultades económicas, para comer, para aprender, cualquier tipo de dificultad que él encuentra en la vida, es más fácil alcanzar el corazón de él que de aquel que no tiene problemas”, resaltó.

lunes, 28 de junio de 2010

MAESTRAS

PLANEANDO LA CLASE

Para un desempeño mejor de la clase, la maestra educadora, debe planearla cuidadosamente. A continuación algunos tipos que le ayudarán...

Planee la clase con antecedencia, en un ambiente traquilo, para que pueda orar y estar en espíritu. Cada lección para usted debe ser preciosa. Ore para que el Espíritu Santo la torne sensible a las enseñanzas que que contiene el texto que va a estudiar; acuerdese que El es el autor de ese Libro (la Biblia), El conoce muy bien sus necesidades y las de los niños a quienes usted enseña.

Estudie cuidadosamente los textos bíblicos, leálos varias veces y tenga en mente que es lo que usted necesita:
- Una idea general del texto.
- Conocer los personajes, lugares y otros aspectos de la historia.
- Detallar cada versículo, léalo para saber que hacer, observe su contexto y enseñanza; mire bien con que parte de la historia será relacionado.
- Tenga en mente el tiempo que dura la reunión del pastor para que pueda dar su clase dentro de este período, esto incluye, pero no se límita a: cantar, orar, la Palabra, buscar la presencia de Dios, explicar sobre los diezmos y las ofrendas; en fin, no dejar de hacer nada.
Que al final de cada clase, usted, maestra, pueda tener la certeza de que los niños aprendieron lo que les fue enseñado. Anote todo lo que debe hacer durante la clase, para que no se olvide, no sea que se le quede en casa el recurso principal.

PREPÁNDOSE ESPIRITUALMENTE Y MENTALMENTE

Siempre ore antes de comenzar, pídale a Dios que hable con Usted por medio del pasaje bíblico que va a leer. También, ore por los niños y pídale a Dios para que hable con ellos mientras Usted les está enseñando. Dependa del Espíritu Santo, confíe en El para satisfacer las necesidades de los niños.
Entienda el objetivo (meta) de cada historia, pues, cada una de ellas debe tener un propósito; de lo contrario, Usted estará apenas divirtiendo a los niños.
Usted debe descubrir el significado del texto bíblico del cual está hablando, o sea, conocer la historia tan bien que pueda recordarse con facilidad de cualquier parte de ella; a fin de poder transmitir mucho más que simples hechos históricos.
No intente memorizar la historia, pero haga un esquema para guíala. Conozca bien la introducción. Mientras capta la atención de los niños, usted gana confianza para presentar la lección. Familiarícese con el orden cronológico de los eventos y con los personajes.

..Otras ideas:

- Establecer claramente las reglas de su clase.
- Usar ideas creativas para mantener al grupo siempre atento.
- Evitar un salón desarreglado y desorganizado.
- Conceder expresiones de amor y afirmaciones individuales apropiadas.
- Reclutar al alumno problemático como .aliado., ayudante, etc., dándole servicios dignos (pero sin premiarlo por la desobediencia).
- Escribir un billete de incentivación.
- Premiar el comportamiento adecuado a través de etiquetas, pequeños recuerdos, puntos, etc.
- Reconocer la mejoría en los alumnos, aunque sea pequeñas.
- Lidiar con problemas de disciplina individualmente; con firmeza y amor sin avergonzar al niño.
- Pedir ayuda a la maestra auxiliar para que se quede al lado del alumno difícil, o lidar con él de forma individual.

domingo, 27 de junio de 2010

LA FE POR UN SUEÑO - CAMPAÑA DE ISRAEL SBI BOLIVIA

Desde los más pequeñitos (SALA DE OVEJITAS) participaron del gran clamor que las tias de la SBI de la SEDE NACIONAL realizaron en favor de los niños que manifestaron su fe, y participaron de la CAMPAÑA DE ISRAEL.



Atraves de ejemplos de los grandes hombres de Dios del pasado, los niños de la SBI, supieron que hacer para conquistar la realización de sus sueños.
Con mucho esfuerzo y sacrificio, cada uno de ellos presentaron su fidelidad y toda su confianza, en las manos de Dios.


Las dos fotos anteriores muestran la sala de SOLDADITOS DE LA SBI - SEDE NACIONAL BOLIVIA, que también realizaron este gran clamor creyendo con toda su fe, que Dios se manifestará en sus vidas con la misma y aún mayor grandeza del pasado.




En este domingo 27 de junio, el Sr. Pr. Irineu Silva, que llevó al Monte Sinaí; los pedidos de las personas y niños de la SBI que participaron de la Campaña de Israel, en su retorno estuvo imponiendo las manos a todas las personas que manifestaron su fe y depositaron su confianza en Dios, determinando que la realización de sus sueños, y en esta misma fe, las tias que recibieron esa imposición de manos pasaron con mucha fe, la bendición para todos los niños de la SBI.





Las fotos de encima y abajo muestran los PRE ADOLESCENTES realizando este gran clamor. LA FE POR UN SUEÑO, fue manifestada y con certeza ahora viene la VICTORIA para todos nuestros niños.


viernes, 11 de junio de 2010

MAQUETA: MOISÉS Y EL PUEBLO DE DIOS

Hola educadoras,
Abajo hay un ejemplo de una maqueta para contar a los niños la historia de Moisés. Esta muy simples y fácil de hacer.
Material: lápiz de color, dibujos de la historia, mini animalitos de plástico, cinta adhesiva,
pistola, silicona en bastón, isopór de mas o menos 1 cm de groso, papel madera,
papel café, papel azul, pegante para isopór, palillo de diente.
Primero, pinta los dibujos bien bonitos y coloridos y pega un palillo de diente en la parte de abajo.

















Ahora, corte el isopór en forma de circulo y cubrarlo con papel madera arrugado,
esa va ser la base de la maqueta.












Ahora, divida el isopor que sobró en tres partes iguales, cubra con el papel azul, dibuje las nubecitas y una con el palillo de diente en la base formando las paredes.














Con el papel café haga el monte Sinaí, con el papel arrugado para dar un efecto diferente, pegue el palillo en la parte de bajo para unir en la base.













Ahora es solo ir montando los tres escenarios con los animalitos y dibujitos,
ese es Moisés en el monte y la zarza.













Ese otro es sobre la liberación del pueblo y el otro sobre la esclavitud.










Mirando del alto, queda así...


¿Le gustarón?
A los niños les van encantar.